Régine Crespin con la Orquesta Sinfónica Nacional (1976)

La soprano francesa Régine Crespin fue una de las grandes voces líricas de la segunda mitad del siglo pasado. Entre sus numerosas actuaciones en el Teatro Colón, hoy podés escuchar este concierto junto a la Orquesta Sinfónica Nacional dirigida por Simón Blech en abril de 1976.

Régine Crespin con la Orquesta Sinfónica Nacional

Crespin como Kundry en Parsifal. Teatro Colón 1969.

Régine Crespin fue una de las grandes sopranos de su generación. Tenía claro que, aparte de técnica y un buen instrumento, para ser exitosa en el mundo de la lírica se precisa “paciencia, trabajo y trabajo y trabajo, y volver a trabajar”. Su maravillosa voz y su constancia hicieron que ella fuera una figura dominante en la ópera de la segunda parte del siglo XX. El público del Teatro Colón tuvo el placer de escucharla en sus mejores roles, e incluso en conciertos como el que se presenta hoy, en el que la diva saca a lucir lo mejor de su repertorio.

De origen francés, marsellesa específicamente, sus primeros pasos firmes los dio como estudiante en el Conservatoire de Paris. Su debut fue en 1949 como Charlotte en Werther (Massenet), época en la que trabajó principalmente en el interior de Francia.

Su carrera dio un gran salto cuando fue seleccionada por Wieland Wagner para encarnar el rol de Kundry en Parsifal (Richard Wagner), en el Festival de Bayreuth de 1958. A partir de ese momento, Crespin se mantuvo activa en la escena internacional de la ópera. Su recorrido artístico la llevó a brillar en roles del repertorio germano, con obras de Strauss y Wagner; y por supuesto, no podía faltar su protagonismo en el campo de la música francesa con obras de Berlioz y Massenet. Cabe mencionar que es también recordada por su Tosca.

Régine Crespin con la Orquesta Sinfónica Nacional

Crespin como Ifigenia. Teatro Colón 1964.

En 1961 hizo la primera de sus varias apariciones en el Teatro Colón interpretando aquellos roles en los que tenía gran expertise hasta el momento: Kundry (Parsifal, Wagner) y la Mariscala (El caballero de la rosa, Strauss).

A partir de ese año y hasta 1987, tal como lo testimonian las imágenes preservadas en el Centro de Documentación del Teatro Colón, el público del Teatro tuvo la oportunidad de verla en sus más exquisitos personajes: en 1962 hizo Tosca (Puccini) y Penélope (Fauré); y en 1964 interpretó a Casandra y Dido Les Troyens (Berlioz) y a Ifigenia en Iphigenie in Tauride (Gluck).

Régine Crespin con la Orquesta Sinfónica Nacional

Crespin como Kundry en Parsifal. Teatro Colón 1969.

En 1965 interpretó a Charlotte en Werther (Massenet), Tosca -como en 1962- y a Marguerite en La condenación de Fausto (Berlioz). En este punto es necesario detenernos, ya que en una presentación extra de Tosca (estaban pactadas 5, pero se hicieron 6) los roces de Crespin con el tenor Giuseppe Di Stefano (Cavaradossi) se hicieron evidentes sobre el escenario. Este pequeño “escándalo” quedó en la historia del Teatro como una jugosa anécdota.

Régine Crespin con la Orquesta Sinfónica Nacional

Aviso en el programa de Iphigenie in Tauride, protagonizada por Crespin en 1964.

En 1969 la soprano volvió en el rol que la hizo debutar en el Colón: Kundry. Ya en la década del 70’ (específicamente 1976) Crespin interpretó Carmen (Berlioz), cuando ya había encontrado cierta estabilidad como mezzosoprano, luego de un período complejo en su vida profesional propiciado por cambios en su voz.

Régine Crespin con la Orquesta Sinfónica Nacional

Su firma en uno de los programas del recital que brindó en 1969.

En este año se presenta en concierto junto a la Orquesta Sinfónica, grabación de la presente entrega. Fue 1987 el último año que el público del Colón la disfrutaría sobre su escenario. Se despidió con Madame Flora de la ópera La Medium (Menotti), y con el papel de La Condesa de La dama de picas de Tchaikovsky.

Régine Crespin con la Orquesta Sinfónica Nacional

Crespin en el escenario del Teatro Colón en 1987. @Arnaldo Colombaroli.

En el concierto del 24 de abril del 76, junto a la Sinfónica bajo la dirección de Simón Blech, Crespin presentó un repertorio conformado por los mejores exponentes de su carrera. Ella consideraba que en estas “pequeñas historias” -ya sean arias o canciones- ella podía demostrar su versatilidad y, a partir de la obra de distintos compositores, conformar un esquema que no sólo resultara bello sino interesante.

Mucho se comentó sobre la pasión del público porteño por Crespin. Incluso ella llegó a ponerles el mote cariñoso de “Mafia” a un grupo de fervientes y fieles seguidores. Al fin y al cabo, parece que el amor era mutuo. Por eso ella recuerda al Teatro con profundo respeto en sus memorias, en las que afirma: “Cuando se pronuncia el nombre de Teatro Colón, no creo que haya un cantante en ninguna parte del mundo que no sonría con feliz reminiscencia”.

🎙️ ¡Disfrutalo!

 

Duración: 1:17:10 min


Régine Crespin
Orquesta Sinfónica Nacional

Dirección: Simón Blech

24 de abril de 1976

Wolfgang A. Mozart
(1756-1791)
Don Giovanni
Obertura

Ludwig van Beethoven
(1770-1827)
Ah, pérfido!
Escena y Aria op. 65

Jules Massenet
(1842-1912)
Werther
Aria de las cartas

Georges Bizet
(1838-1875)
Carmen
Obertura Habanera Seguidilla

Richard Wagner
(1813-1883)
La walkiria
Der Männer sippe (La familia de los hombres)

Lohengrin
Preludio al Acto 3

Wesendonck Lieder
Stehe tatili (Detente)
Schmerzefl (Sufrimientos)

Tristán e Isolda
Preludio y muerte de amor

© 2020, Teatro Colón, Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires
Reservados todos los derechos de los autores, compositores y de los intérpretes de las obras reproducidas en esta transmisión. Queda prohibida la reproducción, reprobación, alquiler, préstamo, canje, ejecución pública y difusión por cualquier medio y procedimiento, físico o digital, sin previa autorización. Las mencionadas prácticas no autorizadas perjudican al Teatro Colón, a los artistas participantes y serán penadas según lo establece la ley.